Pastela de pollo sin harina, baja en hidratos, lowcarb

Hemos transformado la pastela moruna o marroquí y la hemos hecho más baja en hidratos, es casi como una empanada y no es totalmente igual a la auténtica , pero bueno, es una idea para un plato nuevo y es una manera de comerla de una manera más acorde a nuestros objetivos. Nosotros utilizamos la Thermomix, pero ni que decir que no es obligatorio tener una para poder hacer la receta.

Ingredientes que hemos utilizado:

– 425 gramos de coliflor

– 300 gramos de cebolla

– 80 gramos de aceite de oliva virgen extra

-640 gramos de pechuga de pollo

– 3 huevos, 25 gramos de piñones

– 20 gramos de mantequilla

-25 gramos de almendra laminada

– 214 gramos de queso goudá

-canela,2-3 cucharadas de «Ras el Hanout»,  es una mezcla de especias marroquís que venden , aunque recomiendo mirar bien los ingredientes porque algunas traen ingredientes que no son especias ni además son ingredientes sanos, comino, jengibre, limón y sal.

También podemos añadir una cucharada de stevia para darle más dulzor.

La cantidad de especias podéis variarlas dependiendo de vuestros gustos. Algunas personas también le añaden cilantro y perejil. Nosotros en este caso no se lo añadimos.

Vamos allá.

La «masa» es como la que hacemos para la pizza que tenemos en otra entrada anterior, pero os la recuerdo, sólo tener en cuenta que hay que hacer dos iguales, una para la base y otra para poner encima.

Primero rallamos la coliflor, nosotros usamos la Thermomix.

En un recipiente, mejor una fuente de cristal o porcelana, 8 minutos a máxima potencia en el microondas. Una vez que termine, dejarlo enfriar un poco y escurrir todo el agua que podamos, usando un escurridor o envolviendo la coliflor con un trapo limpio y apretando para que escurra. Cuidado que está caliente, no vale quemarse.

Mientras rallamos el queso.

Mezclamos la coliflor, el queso y el huevo y estiramos la masa sobre un papel de horno.

Picamos la cebolla y la pochamos en una sartén junto con el aceite y la mantequilla hasta que quede transparente. Ahora añadimos el pollo picado previamente, la canela, la mezcla de especias , limón rallado, jengibre, comino, sal y estevia, hasta que se evapore todo el líquido.

En una sartén aparte, tuesta las almendras, nosotros las compramos laminadas, si las compraste enteras, después de tostarlas, pícalas o machácalas, añádelas junto con los piñones a la mezcla anterior. El relleno sería aconsejable realizarlo un día antes, pues suele tener mejor sabor si se deja de un día para otro.

Cogemos la masa sobre el papel de horno de una de las masas de coliflor que habíamos preparado previamente y ponemos sobre ella el relleno, y después ponemos encima la otra masa y cerramos por los bordes y la metemos en el horno, calor arriba y abajo, durante unos 35 minutos a 180 grados, aunque habrá que comprobar que las masas se cocinan y quedan firmes, ya sabéis que todos los hornos no son iguales., el dorado de la masa nos puede guiar. Después, ya la podemos disfrutar.

Autor: dondeideas

Un canal muy variado, un poco de todo. Raro será si no ves algo interesante, curioso, que te guste o ayude, al menos, ésos son nuestros fines. Gracias por visitarnos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: El titular del sitio.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.